Wordcarpenter Books

Capitulo Siete

&

             En la mañana nos agrupamos alrededor del mapa de Doppel. Mis manos se hallaban hinchadas y magulladas, los nudillos verdes. Las mantuve en mis bolsillos.

             "Si este túnel es el que yo creo que es, el desvió se encuentra justo allí." Apuntaba hacia donde la carretera se dirigía al occidente.

             "Esa carretera allí?. Estábamos tan cerca!"

             Ayer nos habíamos mantenido atentos a una bifurcación en la carretera donde deberíamos virar hacia el occidente para llegar a Puli. En mi subconsciente no me hallaba sorprendido de la coincidencia que aquella carretera se hallara a 50 metros del túnel. Una coincidencia afortunada, hizo del trabajo del día anterior un arte en si, culminando con depositarnos justamente en el desvío correcto.

             Mi hambre era casi violenta. Hizo renacer mi deseo por comer comida simple. Tener un hambre tan intensa significaba que podría saborear el pan y nueces que portaba en mi mochila como si fuese un banquete de cinco platos. Bajo el sol del amanecer se convirtió en un festín que lleno mi estomago y puso una sonrisa en mi cara asoleada.

             Saque el manual.

             "Dice aquí en el capitulo tres que todos los miembros deberán vivir sus vidas bajo lo estipulado en el segundo principio de la filosofía del Vikingo-Poeta: ‘La experiencia es la fuente de todo conocimiento y el conocimiento es un catalizador para la salud espiritual y un supresor de la ignorancia."

             Bueno, si. La oportunidad es una puerta esperando a ser abierta a los secretos ocultos de la vida y a las semillas de la sabiduría. El grado de sabiduría del individuo es la medida de todas las cosas. Esto significa una adherencia a tiempo completo a la justicia del alma."

             "Y por ende, la antítesis de la falsedad."

             "En efecto. Los miembros pronto se percatan que la verdad los hace duros por lo tanto deberá recordárseles que nunca deberán perder su compasión. La habilidad de mantener la compasión incluso en tiempos de extrema dificultad es la cualidad única que distingue a los aventureros vikingos como hombres de carácter noble. Los miembros deberán entender la sabiduría que dice: ‘ Todos llegan al mundo y abandonan  este mundo solos; todo lo demás es un regalo," por lo tanto deberán considerar a todas las cosas especiales que la vida ofrece como regalos, y como tal, nunca deberán esperar nada de nadie. Sin ofensa."

             "No me doy por aludido."

             "Una deducción adicional es que todo vikingo deberá saber que sus mas grandes momentos a lo largo de sus vidas solo podrán ser experimentados solos. Además, es mas fácil moverse cuando uno no se encuentra acompañado. Sin ofensa."

             " Entonces, estas diciendo que cuando un Vikingo-Poeta emprende una explicación, lo haría mejor estando solo?"

             "Ya veo que esa fue una parte del manual que pasaste por alto. Capitulo Seis: La Naturaleza Solitaria de la Explicación. Los Vikingos-Poetas tienden a ser solitarios- una persona que lleva una vida solitaria o recluida. El estar solo es lograr. Estar con otros es celebrar lo que has logrado solo. Es por esto que los miembros son alentados a siempre poseer un medio de transporte propio, motocicleta o bicicleta de montana o lo que fuere y se alienta el desarrollo de habilidades fundamentales para la cartografía y sus derivados."

             "Hablando del tema, donde nos hallamos exactamente?"

             Ambos estudiamos nuestro panorama mañanero. Una pendiente inclinada descendía hasta el valle hacia el occidente donde se hallaba el desvío.

             "Creo que estamos cerca del Lago del Sol y la Luna, lo cual significa que nos hallamos cerca de la misión de rescate en Puli."

             "Okay, estas listo para esto?. El rescate?"

             "Estoy listo. La mitad de la vida es simplemente estar allí, entonces improvisaremos cuando lleguemos allá." Doppel, siempre el filosofo.

             Permitimos que las motocicletas se pre-calentaran en el frio aire de la mañana. En la luz matinal pude ver que el túnel tenía un estilo japonés distintivo con ladrillos alternando entre blancos y rojos que se habían meteorizado a través de los anos. Una placa colgaba sobre la entrada.

             "Tal vez nos tome un par de horas llegar allá?"

             "Si alrededor de eso, quizás menos."

             Escuchamos un helicóptero volando en dirección a Puli, una pauta que nos hizo soltar los embragues y dirigirnos al desvío. La carretera era mucho peor aquí. Increíblemente no habíamos colisionado con piedras sueltas la noche anterior conduciendo hacia el túnel. Pendientes pronunciadas mostraban cicatrices recientes de deslizamientos de tierra que contenían arboles caídos de enormes proporciones los cuales revelaban la trayectoria de destrucción.

             Nos detuvimos en un mirador cubierto. El terremoto había producido una fisura de cuatro pies de ancho en la base de concreto del mirador, el techo había colapsado para convertirse en un montón de astillas señalando una derrota total. Había sido construido para apreciar el panorama de un pequeño lago en las montanas, me senté al filo de una fisura en el terreno y bebí algo de agua. Los temblores replicaban más o menos cada minuto.

             "Puedo sentir mejor los temblores al estar sentado," dije yo. Una docena de deslizamientos recientes en las laderas montañosas al otro lado del lago daban testimonio de lo cerca que nos hallábamos de Puli.

             Se produjo un temblor que causo un estruendo producido por la caída de una roca al otro lado del lago que demolió arboles en su camino dejando un sendero de color marrón hasta el punto donde varias rocas salpicaron agua al caer en el lago. El chocar de rocas entre si causaban un eco que rebotaba de las laderas montañosas. Una nube espesa de un fino polvo marrón flotaba sobre el trayecto del deslizamiento, prueba fehaciente de la explicación de Dios.

             Doppel se sentó sobre lo que quedaba del mirador.

             "Grandes pedazos."  

             Otro gran temblor nos golpeo pero esta vez pero en una ladera diferente donde hubo una gran avalancha. Una ladera completa se deprendió de una capa de piedra. Observando la avalancha fuimos testigos de una serie de deslizamientos provenientes de las cimas aledañas, como si fuese una fiesta privada de avalanchas. Las replicas continuaron en intervalos semi-irregulares, sacudiendo roca de la montana como hielo golpeado por un martillo.

             "Véase la mano de Dios."

             "Nunca he visto semejante espectáculo," Dije yo.

             "Prueba fehaciente de la explicación de Odín."

             Me invadió el temor al pensar que se abriría una fisura repentinamente. Camine hacia terreno mas seguro.

             "Véase el resultado de la presión extrema en los estratos subterráneos de la tierra," dije yo. Pensé en mi gemelo mientras se sentaba en un pedazo de roca que podría desprenderse en cualquier momento cayendo hasta el lago.

             "Mientras lo contemplas."

             Una pila de rocas al lado del precipicio era la nueva orilla del lago.

             "Viste en algún lugar del código que afirma que si un miembro cree en el ser Supremo, y es respetuoso y honesto en toda materia, un Ángel Guardián lo cuidara." Un helicóptero nos sobrevoló y efectuó un viraje para seguir el cauce del rio que se dirigía al Oeste. "Es muy conveniente cuando uno se aventura en tierras extranjeras donde el camino se halla repleto de traspiés disfrazados."

             "Si, creo haberlo visto." Pensé en el impacto que tendría sobre mi hermano. Dado que terremotos, tifones, maremotos y avalanchas eran todos considerados como Actos de Dios, Doppel no tenía el mismo grado de temor que otros. Como expresión del poder Ser Supremo, veía sus actos como explicaciones que se hallaban llenas de belleza. Apenas agitado  por uno de los terremotos mas mortales de la década, Doppel se hallaba disfrutando del poder bajo sus pies, admirando su ejecución. Yo encontré que el barullo del caer de rocas me era apaciguante también y me agrado el aroma de tierra recién expuesta.

             "Es casi como una sinfonía," dijo el, volteando su cabeza para observar el polvo que surgía del pie de la facia de roca. "Una sinfonía de fuerzas naturales."

             "Viéndolo de esta manera, el abrumante poder de Dios me impresionaba mas que infundirme temor. Respire profundamente y observe la carnicería al pie del precipicio como fue reorganizada al gusto de Dios."

&

             Nos dirigimos lentamente hacia nuestras motocicletas. Grandes arboles caídos yacían sobre la carretera sobre montones de tierra recién removida que se había desprendido de la cima de la montana. Un minuto después luego de otro temblor, un deslizamiento se inicio junto a nosotros. Podía escuchar las rocas rasgando a través de la ladera estrellándose contra arboles. Rocas llovían sobre el asfalto con estruendo justo detrás mío. Éramos como pines de bolos esperando a ser derribados por una piedra voladora. Cuando pensé que debería colocarme el casco una piedra pequeña paso rozando mi pierna y golpeo mi motocicleta, otra pasó zumbando por mi oreja. El suelo dejo de temblar pero rocas quebradas caían hasta que únicamente polvo surgía de nuestros pies.

            Doppel se acerco a mí y me toco el hombro.

            "Ah huh! Eso si fue intenso." Riéndose, pude percatarme que era más que solo ver. Era el seguir la trayectoria de piedras sueltas y rocas quebradas cayendo por senderos de destrucción, la magia de ello flotaba en el rastro de polvo. El hecho de estar involucrado en un deslizamiento a tan corta distancia era palpable.

            "Es un privilegio ser testigo de otra explicación de la mano de Dios. Mi parentesco con el hombre sabio de barba blanca nunca antes ha estado tan lleno de recompensas." Admiración solemne.

            "Los ancianos, si." Camine hacia mi motocicleta y emprendimos viaje a Puli.

            "Solté el embrague aplastando detritos frescos bajo mis ruedas, el polvo del ambiente se había adherido a mis gafas de sol. El pensar en una roca bien apuntada me hizo considerar colocarme el casco pero mi fe en la relación con Dios rechazo la idea. Sabía que El no me golpearía de esa manera. Era demasiado indigno de El. No me merecía tal destino. El gozo del viaje vencía a la seguridad debido a la fe en Dios.

            Seguimos la carretera hasta que el pavimento frente a nosotros había desaparecido frente a una catarata. El pequeño puente de arco había colapsado dentro de la catarata debajo de el, no había conexión con el otro lado Doppel y yo nos miramos y realizamos una rápida evaluación de si cruzar al otro lado requeriría de habilidad o valentía.

            "Es impasable," dije yo. Las aguas turbulentas rebotaban sobre el camino lleno de rocas con fuerza.

            "Hmmm." El flujo de la catarata sobre el concreto derrumbado era imposible de cruzar a pie y menos en un vehiculo. Peor aun uno podría perder el equilibrio fácilmente al intentar cruzar. Y dado el ruido, la catarata tenía una larga caída.

             "Es una visión que amerita detener nuestro emprendimiento de asistir a los rescatistas." Dijo el con un suspiro.

             "Un ejemplo de por que las vías principales se encuentran cerradas."

             Cuando llegamos a este sitio impasable a 30 Km de Puli, Doppel no se encontraba decepcionado porque Dios nos guiaba a un destino desconocido en dirección a la costa Este y al Pacifico.           

             "Yo interpreto esto como una señal de seguir el plan de contingencia, el cual nos lleva al otro lado del país a través de un parque nacional hasta una quebrada que conduce al mar. Simplemente nos dirigimos en sentido opuesto en el desvío que tomamos esta mañana."

             "No es un mal Plan B." Como si estuviese planeado, una bandada de mariposas blancas y negras volaron sobre nosotros. Era muy extraño.

             "Esa es una alta concentración de mariposas." Dijo el.

             "Colonia de mariposas."

             "No debíamos llegar al epicentro. Tiempo de remontar nuestros caballitos de hierro y salir de aquí. Es un camino sin salida sin otra alternativa. Además, conozco a una joven que vive en Hualien. Los vikingos tienen una mujer en cada puerto, no sabias eso?

             "No lo vi en el libro."

             "No todo deberá estar anotado. Creí que era una de esas cosas que todo el mundo sabia." Giramos nuestras motocicletas y nos dirigimos a la quebrada.         

 

 


Capitulo Ocho

&

           Conduciendo hacia el Este a través de la gran división me dio la oportunidad de ver porque aquellas personas que hablaban en contra del motociclismo eran incongruentes con la filosofía de Doppel. Sentado frente a su ventana electrónica al mundo el hombre del siglo 21 se encuentra medio atemorizado de los peligros del mundo debido a que el no usa sus instintos. Esto separaba a Doppel de otros. Aquellos que Doppel llamaba sus amigos eran personas que demostraban interés en su manera de ser mas no eran capaces de dedicarse a ello de forma completa como el lo había hecho. Tentados por la comodidad de la tecnología y al mismo tiempo concientes del abismo entre sus almas mal alimentadas de los débiles y el poder de un hombre a su máximo. Desconsiderado por muchos y visto por pocos, el se veia como una montana entre cerros de arena donde las arenas del tiempo probaban una y otra vez los cimientos de todo. Doppel era el último de una casta en extinción quien representa todo lo bueno en un hombre.

           El clima se volvía cálido en las montanas, tomamos una larga curva que luego de curvar por un minuto se enderezaba en una vasta planicie que llegaba hasta el horizonte. La cadena montañosa estaba orientada perpendicularmente al valle a lo largo de la Carretera Montañosa Central, cortada por un rio pequeño mas abajo en el valle. Este era el Valle Montañoso de Toroko. Era a lo largo de este rio que llegue a conocer el terrible poder de la erosión.

           El vasto abismo entre las cadenas montañosas se cerraba. Descendiendo más distante y profundamente hacia el valle a lo largo del Rio Toroko, las montanas exhibían las heridas de la erosión que había cortado montículos como si fuesen hechos de masilla. Más y más estrecho se tornaba el abismo cuando llegamos a una serie de túneles. Cada par de minutos llegábamos a otro túnel en una sucesión de maestría de ingeniería. Por kilómetros una pared de roca se extendía verticalmente en un ángulo de casi 80 grados, los ingenieros civiles habían decidido atravesar la roca en vez de tallar una carretera en las laderas. Tejiendo a través de un laberinto de túneles en lo profundo del abismo sin trafico vehicular, mi motocicleta se convirtió en un flujo de maniobras rítmicas donde me acostaba a través de las curvas y las cavernas en el camino con paredes de roca por encima, rebajando velocidades y frenando en un movimiento similar a una patada de tijeras. Dominando mi dominio en mi caballo volador.

           Doppel se detuvo a un costado en una protuberancia del camino junto al agua.  

          "Mira el agua," dijo el. Una quebrada turbulenta.

          "Esta gris."

          "Es como lodo. Estas rocas deben ser areniscas o algo similar."

          "O arcilla. Los ingenieros solo tienen que excavar los túneles como si fuesen de mantequilla."

          El nivel del agua era tal alto que nos salpicaba.

          "La erosión es visible," dijo el.

          "Poca cantidad de agua y una inmensa cantidad de tiempo."

          "De hecho, es un ejemplo de cómo la consistencia de propósito, usando al tiempo como aliado, ha dividido y conquistado las alturas impasables de roca solida que convirtió al ochenta y tres por ciento de Taiwán en terreno inhabitable. Ante nosotros esta un ejemplo de cómo la persistencia puede sobreponerse a aquello que parece invencible. Encaja en mi filosofía de la utilización del tiempo tan limpiamente. El valor de la persistencia es el logro de tu objetivo. Ha sido tallado en la superficie de la tierra para que todos lo veamos."

          "Con todo el exceso Wagneriano." El vasto espacio entre la roca y la veloz agua gris me hizo sentir muy pequeño.

          "Es la victoria de un pequeño riachuelo sobre la madre de las cadenas montañosas del Mar del Sur de China. Muestra como se puede utilizar el tiempo para lograr un fin. El buscar un fin por medio del tiempo. Explotar al tiempo para propósitos propios. Un propósito para el cual se utiliza el tiempo. Esto es lo que significa el Abismo de Toroko para mí.  

           Persistencia como la carta mayor. Un sueno que tarda veinticinco anos, no dos."

           "Que si no dispones de mucho tiempo?, Como un ano o dos."

           "Pon al tiempo en servicio para hacer algo. Benefíciate mediante el uso del tiempo."

           "Lo que escogerías hacer cambiaria no crees?"

           "Bueno esa es la pregunta de los seis millones de dolares. Lo harias? Quizás prioridades debido a limitaciones de tiempo pero fundamentalmente no debería haber cambios en lo que haces. Debido a que deberías estar haciendo lo que mas te gusta." El estaba exactamente correcto. Y ver mi fracaso al respecto era la tragedia más cruel de morir.

           "Habría una lista de cosas que hacer antes de morir, verdad?"

           "Definitivamente. Esa seria la parte divertida." Esto es parte de mi lista, quise decir en aquel momento.

           El canon hacia estruendo con el agua infusionada de arcilla corriendo cerca de nosotros. Los filos de las entradas a los túneles estaban redondeados como si fuesen hechos de masilla de arcilla. Tenía confianza en los túneles; habían sido hechos con gran habilidad. Era el paraíso de los motociclistas. Había algunas rocas en la carretera, pero con la ausencia de vehículos, era como una pista de go-karts completa con curvas mortales y largos túneles como si fuese un escenario de película de ciencia ficción.

           "Se siente como un calabozo con esa roca aquí," dije yo.

           "No se cuantas horas mas de luz tendremos aquí. El sol ya se encuentra bloqueado."

           "Tenemos tiempo. Esta conducción es divertida."

           "Los túneles continuaran hasta llegar a una gran apertura cerca del mar en Hualien."

           "Parece que no acabara nunca."

           "Lo cual es favorable para nosotros."

           "Requiere tomar muchas curvas con poca visibilidad."

           "Convierte el momento del viraje en un momento de mayor reto al seleccionar la trayectoria de una curva."

           "Con varios impactos en detritos caídos."

           "De la turbulencia de la tierra."

           "Sin saber si una roca nos caerá encima."

           "Debido a la atracción gravitacional."

           "La vibración producida por el motor podría abrir una micro fractura en la roca."

           "Y el peso de la maquina sobre el pavimento."

           "Cochas."

           "Atraviésalos."

           "Piedras."

           "Cuidadosamente sobre ellas."

           "Todo esto se encuentra en tu libro?"

           "No, es la experiencia hablando."

           "Y las fracturas?"

           "Ligeramente sobre ellas atravesándolas en ángulo, como un salto."

           "Deslizamientos de roca?"

           "Es solamente una gran roca."

           "Inundaciones."

           "Todas las calzadas se encuentran sobre el nivel del agua hasta ahora."

           "El ocaso."

           "Buen punto. Cambiar de lentes, ayuda." Yo cambie de lentes pero el no lo hizo.

           "Algo mas?"

           "Es hora de partir."

           Con nuestros motores encendidos nos relajamos y condujimos. Todo cuesta abajo ahora, ambos aceleramos a través de las curvas y de largos pasajes. En un túnel largo estaba yo en cuarta velocidad cuando las rocas bloqueaban el carril derecho. Doppel tomo la curva desde el carril izquierdo para tener más amplitud al tomar la curva cerrada. Los divisores medianeros en el túnel eran grandes debido a la oscuridad. Al cruzar nuevamente al carril derecho la rueda delantera de Doppel choco con el divisor metálico de lleno, forzando a sus amortiguadores al máximo y descuadrando sus manubrios. Vi en fracciones de segundo como recupero su orientación y aterrizó su rueda delantera en curso con su dirección de movimiento. Sonó como si se hubiese golpeado con una vereda.

          Doppel disminuyo su velocidad. No requirió de tiempo para descifrar la moraleja de su encuentro cercano con la muerte.

          "Está claro que el Gran Maestro en el cielo quería que yo entendiera que uno nunca deberá comprometer la funcionalidad con algún accesorio que no contribuya a la ejecución eficiente," dijo el. "No debería usar esas gafas para sol en estos túneles. Ahora sin ellos, puedo ver claramente el tamaño de los reflectores medianeros y el peligro que presentan a la operación de mi vehículo.  Fue un acto de insensatez y una clara violación del Código Vikingo. Casi me cuesta la vida." Para alguien que es la personificación de la practicidad sobre los dispositivos y equipo no-esencial, Doppel no debería haber estado utilizando sus lentes de sol como yo. Era un vikingo de la vieja escuela, prefiriendo usar la innovación con un palillo de fosforo y un clip de papel mas que con un GPS y una granada.

         Cuando se percato que su neumático delantero estaba desinflado por el impacto con  los reflectores medianeros, accedió internamente a la justicia en ello.

         "Claramente deberá existir algún tipo de castigo para mi faux pas," dijo el como si se estuviese confesando ante alguien a mis espaldas. "Y es justo."
 
 
 
 
 

©Wordcarpenter Publishing Company - Copyright (ISBN)